Home » Conoce los aspectos principales antes de comprar un hotel en funcionamiento
Conoce los aspectos principales antes de comprar un hotel en funcionamiento

Conoce los aspectos principales antes de comprar un hotel en funcionamiento

En el contexto de las cifras récord que ha alcanzado la inversión hotelera experimentada en los últimos años, el proceso de comprar un hotel en funcionamiento se ha consolidado como una nueva opción en línea ascendente y con extraordinarias perspectivas para un futuro inmediato.

Factores como la capacidad de inversión, la ubicación y la estrategia empresarial para el nuevo establecimiento acompañada de una gestión adecuada, son algunas de las claves determinantes para la decisión de comprar un hotel. Pasamos a analizarlas a continuación.

 

El segmento hotelero batió el pasado año en España un récord con un volumen de inversión de 4.900 millones de euros, lo que supuso un 33% más que el año anterior. Este clima de bonanza pone así el broche a un lustro extraordinario impulsado por una excelente evolución del turismo. Siguiendo la tendencia general, en el caso de nuestro país, la evolución en materia de inversión hay que buscarla a raíz del impacto económico de la crisis en 2013, a partir del que se empezó a notar una mejoría considerable que en el sector y acarreó una época muy propicia para la inversión.

Las cifras registradas en 2018 sitúan a España como el segundo destino de inversión hotelera más importante de Europa, solo por detrás de Reino Unido y superando a países de enorme importancia como Alemania, lo que posiciona a nuestro país como un destino clave para el inversor cualificado.

Las perspectivas para el próximo bienio son optimistas para la continuidad de esta línea ascendente en materia de inversión en hoteles son optimistas ya que a pesar de la aparición de nuevas alternativas en el sector, los establecimientos hoteleros siguen siendo el buque insignia de la industria del alojamiento.

En consecuencia, en las estrategias establecidas a la hora de afrontar un nuevo proyecto hotelero se abren dos frentes. En primer lugar, acometer el proyecto de construcción y apertura de un nuevo establecimiento y, por otro lado, la compra de un hotel ya existente y ya gestionado por otro propietario. Tanto en el caso de compradores menores como en cadenas hoteleras de mayor envergadura la presión ocasionada por la necesidad de crecimiento global trae consigo que la compra de un hotel en funcionamiento y su posterior reforma y diferenciación de marca han sido determinantes para convertir en realidad sus proyectos.

Invertir en la adquisición de un hotel en funcionamiento es un proceso que implica una cuidadosa planificación, análisis y consideración para asegurar que nuestra inversión logre el nivel de éxito que queremos alcanzar.

¿Qué queremos comprar? ¿Conocemos nuestros objetivos?

Estas son algunas de las preguntas que debemos plantearnos a la hora de invertir en hoteles que ya están en funcionamiento.

 

 

Claves para comprar un hotel en funcionamiento

 Analizar la inversión. Ejecutar un proceso de investigación para analizar de manera global el tipo de inversión que se pretende llevar a cabo. Tendremos que analizar la situación financiera del negocio, así como los éxitos, fracasos y situación actual de la empresa vendedora antes de nuestra inversión hotelera. Precisaremos un plan de financiación para llevar a efecto nuestro negocio y estudiar la colaboración inversora o la presencia de fondos de inversión si fuese necesario.

Asesoría de expertos. La compra de un hotel es una iniciativa empresarial de enorme envergadura y debemos buscar siempre la ayuda de expertos y gestores de inversiones con experiencia para analizar los aspectos financieros, legales y administrativos. Es necesario trazar el plan de futuro que tenemos previsto para nuestra nueva marca hotelera. Esto nos permitirá tomar la decisión más adecuada y en el momento preciso.

Plan de preapertura. Planificación desarrollada con el objetivo preparar y posicionar al futuro establecimiento y que determinará en buena medida el éxito o el fracaso del establecimiento a la hora de posicionarlo en el mercado. Las tareas de este plan se estructuran en Recursos Humanos, Marketing, Financiación e Inspecciones y Categorización.

Estudiar el destino. Será determinante para la rentabilidad de nuestra inversión. Si el destino del establecimiento que queremos adquirir funciona correctamente, la opción adecuada será comprar un hotel ya existente. Es el caso de zonas turísticamente consolidadas que no es preciso distinguir con un nuevo proyecto. Si el comprador busca la diferenciación en una zona que está por desarrollar y con potencial, es preciso un proyecto de marca y diferenciado, lo que se identificaría con un establecimiento nuevo.

Aspectos legales. Pensar que el hotel que queremos comprar no parte de cero. Tendremos que analizar los aspectos financieros y licencias y asegurar que,  independientemente de las estrategias empresariales, de diferenciación de marca o cliente que queremos aplicar en el futuro, las condiciones necesarias que no dificulten nuestra nueva marca. Habrá que analizar su posición con respecto a la competencia y la opinión de los clientes y comunidad con respecto a la empresa.

Target y perfil del cliente: El conocimiento del cliente habitual del establecimiento que queremos comprar cuando hacemos una inversión hotelera es determinante para estudiar nuestros nuevos objetivos y nuestras estrategias de marketing empresariales y la política de branding o rebranding hotelero o reposicionamiento de marca.

Categoría. La posibilidad de aumentar de categoría tras una adquisición y reforma es también un valor añadido. El comprador tendrá en cuenta la inversión inicial que deberá realizar para poder aumentar dicha categoría.

 

La diferenciación y la creación de una nueva imagen son, sin duda, los principales retos que afronta un nuevo hotel y para convertirse en un establecimiento de referencia que se adapte a las necesidades, objetivos y presupuesto del cliente. En definitiva, el proyecto hotelero que ansiamos.

A tenor de todos estos resultados obtenidos en el pasado año y de las perspectivas optimistas que se barajan en el sector, podemos concluir que la inversión hotelera es un negocio rentable. Es un proceso que debe estar gestionado por una consultora profesional. Desde IHCS podemos asesorarte en todo este proceso de compra de un hotel y conseguir que tu proyecto se haga realidad y obtenga el éxito que merece.

¿Quieres estar al tanto de noticias y consejos sobre el sector hotelero?

Te ayudamos a desarrollar y optimizar tu proyecto hotelero.

¡1º consultoría gratis!
Consultoría Hotelera
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más información